¿Qué es el bullying psicológico y sus principales consecuencias?

El bullying psicológico

Por lo general el bullying más común es el de carácter físico, atentando contra el espacio moral de la víctima, con intención de herir y afectar a la víctima a través de la violencia física, sin embargo existen muchas formas de bullying que incluso pueden ser más destructivas que los golpes.

Es el caso del bullying psicológico, una de las formas más fuertes que, incluso puede traer secuelas psicológicas a las víctimas para su futuro, socavando incluso su capacidad para desenvolverse en la sociedad o percibir otras personas en su medio y la capacidad de confianza en estos.

Se sabe que este tipo de bullying por lo general suele ser más empleado por las chicas, casi siempre coordinando con el bullying social, en aras de llamar la atención o para alimentar una fijación de desprecio en la víctima señalada.

El bullying psicológico es difícil de detectar, ya que suele ser silencioso, los profesores van a tener dificultad en detectarlo, sobre todo si la víctima soporta esta presión en silencio, producto de ser avergonzada o simplemente carecer de iniciativa para manifestar la situación de bullying.

Fuentes del bullying psicológico

El agresor o agresora que, utiliza el bullying psicológico generalmente lo adquiere de su entorno familiar o compañeros, todo dependerá de cómo estos influencian su vida y la capacidad para actuar en los entornos sociales.

Desde el punto de vista familiar, el agresor suele recibir desprecio y abuso psicológico, el cual le ayuda a este percibir un patrón para maltratar psicológicamente.

Por ejemplo, si en el entorno familiar se usa el sarcasmo como forma de comunicación o el cinismo, el joven va a tender a utilizar estos mecanismos para buscar lo que quiere en su entorno social, incluyendo herir o socavar la autoestima de otros.

Por otra parte está el mismo entorno social del agresor, el comportamiento de maltrato psicológico lo puede copiar o asimilar bien sea de sus compañeros de clases, amigos o vecinos.

Incluso el mismo agresor puede en un tiempo anterior haber ocupado el puesto de víctima, adquiriendo como mecanismo de defensa el maltrato psicológico para comportarse y no dejarse vencer por otros, todo dependerá del perfil de la persona.

Características y detección de bullying psicológico

En primer lugar se debe determinar si hay abuso continuado hacia la víctima, en el caso del abuso psicológico es difícil de determinar, si hay continuación o si incluso existe, por lo general se puede determinar el estado abuso a través del comportamiento de la víctima.

¿Qué es el bullying psicológico y sus principales consecuencias?

Miedo a asistir al colegio

El joven víctima de acoso psicológico, tiende a desarrollar miedo o rechazo a asistir al colegio, todo esto producto de asegurar que se encontrara con sus agresores, con la certeza de que sufrirá otra sesión de maltrato por parte de estos.

Tendencia al aislamiento social

El joven que sufre maltrato psicológico continuado, suele desarrollar o reaccionar frente a las estrategias de maltrato psicológico, las cuales pueden estar provistas de aislamiento social y difamación, esto puede generar una tendencia del joven a aislarse de sus compañeros de clase para protegerse.

Además, como el maltrato psicológico está enfocado a afectar directamente la autoestima de la víctima, esta va a tender a desarrollar resentimiento o decepción, buscando directamente aislarse del resto del grupo, producto de la sugestión de recibir daño o rechazo.

Pérdida de apetito y sueño

La tensión psicológica puede generar un cambio anímico en el cuerpo, afectando la capacidad para sentir hambre o sueño producto de estrés o ansiedad.

Cabe destacar que, el cuerpo está conectado entre sí, por lo que el estrés constante puede llegar a disminuir o cambiar el funcionamiento corporal, afectando sus ritmos circadianos o experimentando cambios fisiológicos.

Otras secuelas que sufre la víctima

La víctima, puede reaccionar de forma violenta ante sus seres queridos, producto de la frustración e impotencia experimentada frente a sus agresores, además puede experimentar un estado extremo y constante de apatía, teniendo un bajo estado de ánimo y motivación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *